• Noticias Finis Terrae
    Noticias Finis Terrae Noticias Finis Terrae


Centro Wojtyla para el estudio de la Persona realiza encuentro en torno a figura y obra de Martín Gusinde

Martín Gusinde “tuvo la capacidad de valorar la cultura, identidad, espiritualidad y estructura social de esos pueblos”.

Centro Wojtyla para el estudio de la Persona  realiza encuentro en torno a figura y obra de Martín Gusinde

Académicos de diversas universidades participaron en la primera versión del seminario Anthropos, organizado por el Centro Wojtyla para el estudio de la Persona, adscrito a la Facultad de Derecho de la Universidad Finis Terrae. El encuentro relevó la figura y pensamiento de Martín Gusinde, sacerdote y etnólogo alemán que viajó a Chile a inicios del siglo pasado y estudió a los pueblos australes, dejando un valioso legado.

La ponencia estuvo a cargo de Mary Anne Le May, directora de la Fundación Gusinde, organización que nació a inicios de 2019 en la ciudad de Puerto Williams, Región de Magallanes, y cuya finalidad es dar a conocer la visión y trabajo del religioso, además del aporte de su obra a la preservación del patrimonio e identidad de los pueblos originarios del fin del mundo.

Gusinde fue el primer expedicionario que observó el gran valor de los selk´nam, yámanas y kawéskar en Tierra del Fuego y que “como sacerdote y etnólogo tuvo la capacidad de valorar la cultura, identidad, espiritualidad y estructura social de esos pueblos al comienzo del siglo XX; y es él quien levanta las alarmas del gran peligro de extinción y solicita a Chile que tome medidas”, explicó Mary Anne Le May.

Recién ordenado sacerdote de la Congregación del Verbo Divino, el religioso llega a Chile en 1912 para trabajar como profesor de ciencias naturales en el Colegio Alemán de Santiago. Ahí comienza su interés por el área, que después lo lleva a ser parte del Museo de Etnología y Antropología de Chile, donde se afianza su ánimo por recabar información sobre los pueblos fueguinos.

La directora de la ONG detalló que Gusinde “planificó expediciones etnográficas entre los años 1918 y 1924, fueron cuatros viajes en las vacaciones que él tenía como profesor y que contaban con limitados recursos, pero para los que logró el apoyo del Gobierno de Chile”. De esos periplos quedaron más de mil registros fotográficos conocidos mundialmente, donde plasma tradiciones, escenas naturales, rituales de iniciación y otra serie de imágenes que logró gracias a la confianza ganada viviendo con ellos.

La Fundación.

La Fundación Martín Gusinde despliega tres líneas principales de trabajo: lengua de los pueblos originarios, difusión y educación. “En el tema de la lengua, que preocupa hoy a sus descendientes, queremos cooperar con la recuperación, para contribuir a la identidad de la zona y así enfrentar de mejor manera el turismo”, explicó su directora.

Mary Anne Le May comentó que también les preocupa lograr que las colecciones de los viajes de Gusinde estén a disposición del público chileno, donde todavía hay una gran tarea pendiente referida a la recuperación de sus escritos.

Finalmente, en la línea de la educación, es también tarea de la Fundación buscar caminos concretos que ayuden a divulgar la forma en la que el sacerdote e investigador demostró valorar al ser humano y respetar la naturaleza.


Publicado el:

Viernes, 10 Enero 2020