• Noticias Finis Terrae
    Noticias Finis Terrae


Experto en psicología, Benjamín Suazo, dictó clase magistral sobre la madurez humana

El académico definió el concepto de la madurez humana en sus distintas etapas de desarrollo.

Experto en psicología, Benjamín Suazo, dictó clase magistral sobre la madurez humana

Benjamín Suazo, psicólogo y doctor en Humanidades por la Universidad Abat Oliba, realizó una clase magistral sobre la “Madurez Humana”, en el marco de la asignatura Psicología del Desarrollo III. Esta asignatura busca que el alumno comprenda el desarrollo psicológico humano durante las etapas de la juventud, adultez y vejez, reconociendo el sentido de la madurez y la libertad personal como factores claves del desarrollo saludable durante estas etapas de la vida.

El psicólogo definió madurez humana como “un estado de (cierta) perfección o plenitud, alcanzado o realizado mediante un proceso”. En este sentido, la madurez humana es el fin general que busca la psicología cuando busca ayudar a las personas a alcanzar su plenitud. Por ello es tan importante pensar en la madurez humana en su esencia.

Al querer estudiar la madurez, se debe tener presente que la madurez en cierto sentido es única y en cierto sentido diversa. Tiene características esenciales, que tienen que ver con la naturaleza humana, pero al mismo tiempo cada persona tiene un proceso distinto, que se va obteniendo mediante sucesivas etapas, como ser único e irrepetible.

La madurez tiene partes, y debe haber una relación armónica entre las partes. El psicólogo debe conocer las partes o facultades humanas, para poder conocer cómo se da esa relación armónica.
La madurez humana, como fin, tiene que ver con una armonía que se da a través de una jerarquía entre nuestras facultades –la razón, la voluntad y la emoción–, que permita alcanzar la plenitud que da la virtud y realizar actos maduros. El psicólogo debe conocer las partes o facultades humanas, para poder conocer cómo se da esa relación armónica.

Si logramos identificar aquellos ámbitos que nos cuestan más y disponemos nuestra voluntad en ser mejores, vamos a ir acercándonos cada vez más a la virtud. Y esto se logra paulatinamente, con ayuda de todos los factores que promuevan el buen desarrollo humano (por ejemplo, con la biología sana de base, con una buena educación, y el buen uso de la propia libertad).


Publicado el:

Jueves, 18 Octubre 2018